Viernes 15 de Noviembre de 2019
Una agenda
con toda la música






Conferencias, cursos,
seminarios y talleres

Convocatorias y concursos
para hacer música

Buscador


FacebookTwitterBlogspot
 

“Erwartung” y “Hagith” en el Teatro Colón : Dos mujeres en apuros
La reunión de dos obras breves y bien dispares como “Erwartung” de Arnold Schoenberg y “Hagith” de Karol Szymanowski, aunque desconcertante, permitió al público argentino apreciar dos importantes exponentes del teatro musical del siglo XX. Por Ernesto Castagnino
 

Comienzo de Erwartung, Teatro Colón, 2012

ERWARTUNG, monodrama de Arnold Schoenberg. Dirección musical: Baldur Brönnimann. Dirección escénica, realización visual, iluminación y vestuario: Pedro Pablo García Caffi. Reparto: Elena Nebera (Ella) / HAGITH, ópera en un acto de Karol Szymanowski. Estreno argentino. Función del martes 24 de julio de 2012 en el Teatro Colón. Dirección musical: Baldur Brönnimann. Dirección escénica: Michal Znaniecki. Escenografía: Luigi Scoglio. Vestuario: Joanna Medynska y Michal Znaniecki. Iluminación: Bogumil Palewicz. Proyecciones: Luigi Scoglio y Bogumil Palewicz. Reparto: Hans Schöpflin (Viejo rey), Enrique Folger (Joven rey), Ewa Biegas (Hagith), Aleksander Teliga (Sacerdote), Luciano Garay (Médico), Federico Moore (Criado). Orquesta y Coro Estables del Teatro Colón. Director de coro: Peter Burian.

Erwartung —que puede traducirse como “expectativa” o “espera”— es un monodrama compuesto por Arnold Schoenberg en 1909 sobre un libreto encargado a la joven médica y poeta Marie Pappenheim. A lo largo de aproximadamente treinta minutos, el principal exponente de la Segunda Escuela de Viena se sumerge en el drama interior de una mujer que busca a su amante en un bosque durante la noche. El espectador no podrá determinar si se trata de un hecho real, un sueño o una alucinación en la que se hacen presentes el amor, el odio, la voluptuosidad y la angustia, desplegando el universo psíquico de una mujer enfrentada a la posibilidad de la pérdida. En la oscuridad de la noche, en un lugar apenas definido, esta mujer, a quien intencionalmente se priva de nombre, emite un grito desgarrado, que expresa la angustia insoportable del desencuentro.

En esta obra, Pedro Pablo García Caffi asumió la dirección escénica, vestuario e iluminación. Un amplio espacio surcado por sogas suspendidas y hojas desparramadas eran los únicos elementos escenográficos que se acompañaron con variaciones del color a partir de la iluminación como un modo de marcar los cambios emocionales que experimenta el personaje. El planteo abstracto permitía al espectador configurar su propia hipótesis de lo que allí estaba ocurriendo pero carecía de impacto visual.

Alexander Teliga (Sumo Sacerdote), Hans Schöpflin (Viejo rey), Ewa Biegas (Hagith) y Luciano Garay (Médico) en una escena de Hagith, Teatro Colón, 2012

Hagith del compositor polaco Karol Szymanowski fue compuesta en 1913 y estrenada nueve años después en Varsovia. El libreto de Felix Dörmann se basa en un episodio bíblico del Libro de los Reyes en el que se narra la vejez y muerte del rey David que intenta recuperar el vigor juvenil durmiendo con una joven hermosa llamada Hagith. La trama ideada por Dörmann plantea su conflicto dramático a partir de la disputa entre el rey anciano y su hijo, quienes se convierten en rivales ya que ambos desean a la joven.

Para esta ópera en un acto se acudió al régisseur Michal Znaniecki —conocido en nuestro medio por su reciente puesta de Eugene Onegin en el Teatro Argentino— quien, como García Caffi, también planteó el espacio escénico como el espacio mental de un personaje —en este caso el rey Viejo— y toda la acción dramática como una alucinación de este anciano, transformado aquí en un demente seguramente hospitalizado. El despliegue escénico fue impactante y muchos de los recursos visuales funcionaban individualmente, pero la superposición acabó saturando y creando confusión.

En Erwartung el rol de Ella fue asumido por la soprano Elena Nebera luego de la cancelación de la anunciada Evelyn Herlitzius. A Nebera, que posee una interesante voz de soprano dramática, se la vio cómoda con la tessitura y desplegó con entrega una visión pasional y alucinada del personaje.

Elena Nebera (Ella) en una escena de Erwartung, Teatro Colón, 2012

En la ópera Hagith se destacaron el Joven rey de Enrique Folger, que reemplazó con voz vigorosa y bien timbrada al anunciado Christian Baumgärtel, y la Hagith de Ewa Biegas, de asombrosa entrega y potencia vocal, que hizo frente a la densa orquestación sin dificultad. La tuvieron como protagonista los dos pasajes más interesantes de la obra, un dueto con el Viejo rey y otro con el Joven rey. En ambos se alcanzó un intenso dramatismo.

La voz de Hans Schöpflin sonó exigida y con algunos signos de desgaste, lo que de todos modos no perjudicó dramáticamente a este rol tan cercano al Herodes de la Salome straussiana. Completaban el elenco Alexander Teliga como el Sacerdote y Luciano Garay como el Médico.

El director Baldur Brönnimann realizó un excelente trabajo con las dos partituras, imprimiéndole misterio nocturnal a la obra de Schoenberg y un vértigo casi paroxístico a la de Szymanowski. La Orquesta Estable respondió con el nivel acostumbrado y el Coro Estable en Hagith tuvo escasas pero buenas apariciones.

 Hans Schöpflin (Viejo rey) y Ewa Biegas (Hagith)
en una escena de Hagith, Teatro Colón, 2012

Dos buenas versiones musicales de obras del siglo XX, una en calidad de estreno para el público argentino, enmarcadas en puestas escénicas correctas pero de poco impacto dramático. Queda como interrogante la razón del emparejamiento de dos obras musical y dramáticamente tan dispares: la primera inscripta en el atonalismo y la segunda de claros ecos straussianos. Tal vez haya sido la presencia de dos mujeres en apuros.

Ernesto Castagnino
ecastagnino@tiempodemusica.com.ar
Agosto 2012


Fotografías gentileza Teatro Colón
Para ver más fotos ingresá a
www.facebook.com/tiempodemusica.argentina

__________
 
Espacio de Opinión y Debate
Estuviste en esta obra, ¿cuál es tu opinión? ¿Coincidís con este artículo? ¿Qué te pareció? Dejanos tu punto de vista en nuestro blog. Hagamos de
Tiempo de Música un espacio para debatir.

 
Publicado el 04/08/2012
     
WebMind, Soluciones Web Contacto © Copyright 2006/2014 | Todos los derechos reservados